¡NOVEDAD NABLA!

¡Novedades!


Battaner, Eduardo

ISBN (13): 978-84-92461-42-4

PÁGINAS: 400


FORMATO: 15 x 23

Precio sin IVA: 21,15 €

Precio con IVA: 22,00 €




http://www.nablaediciones.com/WebCommerce/Sistema/200606/infoproducto.asp?MiTienda=100837&MiIdioma=ES&CodProdLT=413635

.

En este marco, dos personajes bien dispares: Aurelio de Covarrubias, astrónomo de la Escuela de Traductores de Toledo, protegido de Don Alfonso y el hercúleo caballero templario Gonzalo, siempre respaldado por su sargento Martín de Gascuña, coinciden en una misión real, en el transcurso de cuyo cumplimiento se relatan mutuamente sus historias. El astrónomo desconoce al templario, pero éste le sorprende con una asombrosa revelación: le odia y piensa matarle tras la misión por el amor de Bernarda, cantadeira de cantigas del rey, asediada por la siniestra figura del arcediano Buitrago.

La acción, tanto en boca del narrador como en la de los propios personajes, constituye un recorrido por la España de la época que nos permite contemplar, entre otros hechos históricos narrados vívidamente:

La conquista de varias ciudades en poder de los musulmanes: en el caso de Sevilla, tanto en la versión de los sitiadores como de los sitiados.

La difícil relación entre cristianos, moros y judíos. Delaciones, condenas y diferencias entre las diversas corrientes salpican la historia.

La historia del Temple en España, mucho menos conocida que la de la rama francesa, sobre todo tras la caída del castillo de Calatrava y creación de otras órdenes en nuestro país. La figura del templario Gonzalo, carcomido por el amor y su imposibilidad de matar infieles a pesar de su fuerza, tiene su contrapunto en el primario Martín, poco locuaz y aficionado al sexo; ambos constituyen una pareja ciertamente quijotesca.

El desarrollo del Derecho, las letras y las ciencias. Particularmente en el caso de la astronomía, disciplina de Covarrubias, cercana a la formulación de la teoría heliocéntrica copernicana que cambiaría la concepción del mundo.








No hay comentarios:

Publicar un comentario